Amigos fieles y genuinos

CONÓCENOS

El Señor me habla acerca de algo que es muy importante para todos: la amistad. Dios mismo, todopoderoso y creador de los cielos y la tierra, tuvo amigos entre los humanos[1]; fue amigo de Abraham[2] y no fue precisamente por su santidad o nivel de perfección —pues Abraham fue un hombre igual a todos nosotros: con defectos, debilidades y pecados—. Lo que realmente lo convirtió en amigo de Dios fue su fe, y la Biblia explica que sin fe es imposible agradar a Dios[3].

Desde pequeño me fue fácil hacer amigos porque nunca tuve en casa un hermano o una hermana con quién jugar, divertirme o pelear; alguien a quién jalarle el pelo o quemarle la muñeca. Eso provocó que tuviese que encontrar amigos y supe comprender que hay amigos que son más fieles, incluso, que un hermano[4]. Una buena amistad tiene un valor incalculable y es como un tesoro. Antoine de Saint-Exupéry —un piloto aviador reconocido por ser el autor de la obra literaria El principito— pidió a Dios expresamente lo siguiente: “Hazme digno de la amistad, el más valioso y frágil tesoro”, porque las amistades valiosas también se pueden romper con facilidad.

Hay tres tipos de amigos: el primero es el que estará contigo siempre y cuando te vaya bien; el segundo —aunque cueste creerlo— estará contigo solo mientras te vaya mal, acaso porque siente compasión por ti; y el tercero es el amigo que estará contigo independientemente si te va bien o te va mal. Yo tengo varios amigos de estos últimos, amigos desde el colegio, que aún me llaman o me escriben en WhatsApp; de esos amigos incondicionales como fueron David y Jonatán[5], que se amaron y apoyaron. Esa es la base fundamental de la amistad.

En medio de una situación que fácilmente se hubiese prestado para crear una confrontación sin solución, Jonatán, hijo del rey Saúl y heredero directo del trono de Israel, fue amigo de David muy a pesar de que Dios había escogido a este pastor de ovejas para suceder al rey. ¡Piensa cuán difícil debió ser para Jonatán ser amigo íntimo de quien estaba destinado a sentarse en el trono que por herencia le correspondía a él! David, por su parte, también fue amigo de Jonatán aunque Saúl lo buscaba para matarlo. La amistad entre ellos es ejemplo de una buena relación interpersonal —algo que se le dificulta mucho a los cristianos, a quienes, a veces, no les falla la inteligencia espiritual pero sí la emocional—. Aunque David y Saúl sabían que había intereses que los podrían enemistar, ambos ligaron su alma como amigos incondicionales. ¡Que Dios nos de amigos como ellos!

Incluso Jesús, nuestro fiel amigo, también fue amigo de pecadores[6] y jamás les impuso condiciones a cambio de su amistad; imagínense cómo sería el mundo si todos imitásemos a Jesús en esto. No solo fue amigo de pecadores sino además de sus colaboradores y de todos aquellos por quienes entregó su vida[7]. Tú, como gerente, CEO o jefe, también puedes ser amigo de tus colaboradores así como Jesús eligió ser amigo de sus apóstoles[8].

Para ser amigo de todos, como Cristo, no tendrías que poner condiciones. Jesús escogió a Sus amigos, pero nunca escogió de quién ser amigo —te motivo a reflexionar la diferencia que existe entre escoger un amigo y ser amigo de alguien—. Puedes brindar tu amistad a todos, pero no necesariamente a todos puedes considerar tus amigos. Esta situación demuestra que la amistad no siempre es recíproca, porque de ser así, ninguno sería amigo del Señor y Él tampoco sería amigo de todos. Si alguien no puede ser tu amigo, no te pongas en su misma situación.

Mira el ejemplo de Cristo: murió entre dos ladrones, y al pie de la cruz, solamente María y Juan lo acompañaban; sin embargo, cuando resucitó, no llegó a reprocharle a Sus discípulos por qué no estuvieron con Él —ni siquiera tocó el tema— porque Su amistad es tan grande e incondicional que no necesita nuestra reciprocidad. Jesús amó incluso a quien lo traicionó[9]. Judas se aprovechó del amor que Jesús le tenía y un beso bastó para entregarlo a sus captores. Jamás uses el cariño para algo así: disfruta del cariño de todos, pero jamás lo uses como lo hiciera Judas. Aun así, no me extrañaría ver a Judas en el cielo; no por él, sino por el amor de Cristo, que no tiene límites. Él no trató de normar la vida de alguien para amarlo; nosotros, en cambio, solemos cometer el error de querer cambiar a todo el mundo, y a los amigos no se intenta cambiar, simplemente se les ama tal como son[10].

El Señor me habla a partir de parábola del hijo pródigo[11] y me hace ver cuántos hermanos y amigos, basados en la falta del otro, tratan de ganar protagonismo. Nunca saques ventaja de la debilidad de otro: no es correcto tratar de lucir bien haciendo lucir mal a los demás. Si el hijo que le reclamaba a su padre sabía dónde estaba su hermano, entonces ¿por qué no fue en su búsqueda? Porque un amigo ama, ayuda y reconforta, es como un hermano en tiempo de angustia[12].

Pídele al Señor que te ayude a ser el mejor amigo en quien todos encuentren bendición, tal como Él es. Que te ayude a no condicionar tu amistad, que sane tu corazón si te has sentido traicionado y que te dé fortaleza para pedir perdón, si sientes que has traicionado a alguien. ¡Qué el amor del Señor nos guíe para ser buenos amigos en todo tiempo!


[1] Isaías 41:8:  Pero tú, Israel, siervo mío eres; tú, Jacob, a quien yo escogí, descendencia de Abraham mi amigo.

[2] Santiago 2:23: Y se cumplió la Escritura que dice: Abraham creyó a Dios, y le fue contado por justicia, y fue llamado amigo de Dios.

[3] Hebreos 11:6: Pero sin fe es imposible agradar a Dios; porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que le hay, y que es galardonador de los que le buscan.

[4] Proverbios 18:24: El hombre que tiene amigos ha de mostrarse amigo; Y amigo hay más unido que un hermano.

[5] 1 Samuel 18:1-4: Aconteció que cuando él hubo acabado de hablar con Saúl, el alma de Jonatán quedó ligada con la de David, y lo amó Jonatán como a sí mismo. Y Saúl le tomó aquel día, y no le dejó volver a casa de su padre. E hicieron pacto Jonatán y David, porque él le amaba como a sí mismo. Y Jonatán se quitó el manto que llevaba, y se lo dio a David, y otras ropas suyas, hasta su espada, su arco y su talabarte.

[6] Mateo 11:18-19: Porque vino Juan, que ni comía ni bebía, y dicen: Demonio tiene. Vino el Hijo del Hombre, que come y bebe, y dicen: He aquí un hombre comilón, y bebedor de vino, amigo de publicanos y de pecadores. Pero la sabiduría es justificada por sus hijos.

[7] Juan 15:13-15: Nadie tiene mayor amor que este, que uno ponga su vida por sus amigos. Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando. Ya no os llamaré siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su señor; pero os he llamado amigos, porque todas las cosas que oí de mi Padre, os las he dado a conocer.

[8] Juan 15:16: No me elegisteis vosotros a mí, sino que yo os elegí a vosotros, y os he puesto para que vayáis y llevéis fruto, y vuestro fruto permanezca; para que todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre, él os lo dé.

[9] Lucas 22:48: Entonces Jesús le dijo: Judas, ¿con un beso entregas al Hijo del Hombre?

[10] Proverbios 17:9: El que cubre la falta busca amistad; Mas el que la divulga, aparta al amigo.

[11] Lucas 15:27-32: Él le dijo: Tu hermano ha venido; y tu padre ha hecho matar el becerro gordo, por haberle recibido bueno y sano. Entonces se enojó, y no quería entrar. Salió por tanto su padre, y le rogaba que entrase. Mas él, respondiendo, dijo al padre: He aquí, tantos años te sirvo, no habiéndote desobedecido jamás, y nunca me has dado ni un cabrito para gozarme con mis amigos. Pero cuando vino este tu hijo, que ha consumido tus bienes con rameras, has hecho matar para él el becerro gordo. Él entonces le dijo: Hijo, tú siempre estás conmigo, y todas mis cosas son tuyas. Mas era necesario hacer fiesta y regocijarnos, porque este tu hermano era muerto, y ha revivido; se había perdido, y es hallado.

[12] Proverbios 17:17: En todo tiempo ama el amigo, Y es como un hermano en tiempo de angustia.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Amigos fieles y genuinos

Pastor Cash Luna

Ama a las personas tal como son, brinda tu amistad sin condiciones.

El poder de lo invisible

Pastor Cash Luna

Hablemos palabras de vida, de edificación y bendición.

Instrucciones difíciles para el tiempo de la siega

Ottoniel Font

Debemos obedecer las instrucciones del Señor para dar mucho fruto.